DERECHOS RESERVADOS

DERECHOS RESERVADOS
CREACIÓN DISEÑO Y PROPIEDAD INTELECTUAL DE INGRID ODGERS

Estamos en:

comentarios

«Leer sin meditar es una ocupación inútil». Confucio

Páginas vistas en total

domingo, 29 de julio de 2018

NIÑA ERRANTE- Cartas de Mistral a Doris Dana




por Ingrid Odgers






Nos hemos separado ambos sin acabar, sin rematar, el conocimiento de nosotros mismos. Es una mala cosa. Parece que tú ignoras aún que a mí me viene una especie de borrachera de amargura de pronto, algo como una purga infernal que me cae a las entrañas y que me da una agonía sin sangre y sin llanto, es decir, sin alivio. Aquel grupo de fotos unidas por un elástico, me produjo eso. Y yo no debí escribirte en tal estado de ánimo, pero soy arrebatado, recuérdalo, y colérico, y TORPE, TORPE. Por favor, no vuelvas nunca-nunca a sufrir así, a padecer por mi culpa. Sabe de una vez que, padeciendo así, me das tú una enorme vergüenza de mí mismo”.
Gabriela Mistral, Niña errante. Cartas a Doris Dana

Tal vez fue locura muy grande entrar en esta pasión. Cuando examino los primeros hechos, yo sé que la culpa fue enteramente mía. Yo creí que lo que saltaba de tu mirada era amor y yo he visto después que tú miras así a mucha gente. Loco fui, insensato: como un niño Doris, como un niño.”
Gabriela Mistral, Niña Errante. Cartas a Doris Dana




Tanto se ha comentado este maravilloso libro Niña Errante, con cartas de Mistral a Doris Dana, que parece redundante decir más. Sin embargo, lo pienso necesario, sin definición de lo que es una carta, sin usar el Infinito singular de Patricia Violi, sin recurrir a sociólogos, sin contar con el sistema de la lengua y el de la utilización lingüística, etc.

Sencillamente solo aprehender su lectura, como mujer y poeta, realmente no necesitamos a Barthes para comprender el amor...Barthes sostiene, que el sujeto amoroso no cuenta con un sistema de signos seguro, al momento de descifrar si el “otro” lo ama. Pero ¿en qué tipo de amor no existe incertidumbre o desesperación?

Recordamos  que la relación entre Mistral y Doris Dana se inicia por vía escrita en 1948. Es la joven estadounidense —que en ese entonces tenía 28 años— quien se acerca a la poeta tres décadas mayor que ella y ya consagrada con el Premio Nobel. Le escribe a su residencia en Santa Bárbara, California. La excusa es la publicación de un volumen en torno a Thomas Mann que incluye una traducción hecha por Dana de un texto de la poeta chilena.

Mi querida Maestra:

Me he tomado la libertad de mandarle, a nombre de la New Directions Press, el ejemplar destinado para usted de “The Stature of Thomas Mann”.
De haber sido posible hubiera preferido, desde luego, gozar del privilegio de poner este libro personalmente en sus propias manos.
En una época acribillada de comercialismo, un volumen como éste es digno de tal gracia y dignidad.
Le escribo esta carta para expresarle, dentro de sus límites, la profunda gratitud que siento por el alto privilegio de haber traducido al inglés su ensayo poderoso y fuerte, “El otro desastre alemán”.




Es este un libro real tesoro, una preciada joya que ha llegado a nuestras manos para sacudirnos con tanto amor, con tanta pasión, ruego, silencios, enojos, ciertas ocultas amenazas, …en fin, el amor en todas sus letras que nos hace ambicionar este tipo de relación, de dos mujeres. Aquellos que conocen el amor entre dos sexos idénticos, ya lo deben comprender en su totalidad.

No hay amor más sublime que el amor entre dos mujeres. No nos sorprenden los encabezados que utiliza Mistral tales como: “Niña mía Doris” “Doris querida”, “Hijita mía, querida”,  “Doris, niña que era mía”.

En una relación entre dos mujeres, donde el sexo no es lo más  relevante sino la expresión sublime, única del amor, que se traduce en una unión madre e hija, alianza de madre y madre, un lazo de amiga -  amiga, hermana - hermana, en fin: la concreción de una unidad inigualable infinitamente indescriptible.

Es este un amor mágico, un amor que solo es comprensible desde el alma.

Atentos mis lectores incondicionales, no dejen de leerlo, seguro que lo disfrutaran.



No hay comentarios:

Talleres de Creación literaria

Literatura en TV