DERECHOS RESERVADOS

DERECHOS RESERVADOS
CREACIÓN DISEÑO Y PROPIEDAD INTELECTUAL DE INGRID ODGERS

Estamos en:

comentarios

«Leer sin meditar es una ocupación inútil». Confucio

Páginas vistas en total

lunes, 25 de julio de 2011

LA ELEGANCIA DEL ERIZO - MURIEL BARBERY



Por Ingrid Odgers Toloza

Muriel Barbery, profesora de filosofía y escritora, nos trae la historia de Renée, la portera del número 7 de la calle Grenelle, París, un libro recomendable…de todas maneras.

En relación a los recursos, la autora utiliza el monólogo interior en el personaje de la portera y el relato autobiográfico en el caso de Paloma, quien tiene un diario de vida donde expresa su particular visión de entorno y sociedad.

Existen fragmentos humorísticos, otros son tragicómicos y realmente el lector los disfruta, se regocija con la genialidad de esta autora que provoca admiración e interés y que logra atrapar la atención con una tensión que mantiene durante todo el relato.

La historia transcurre en el palacete de ocho pisos, residencia de gente adinerada, pero totalmente ignorante o inculta según la portera y despreciable para la niña de doce años llamada Paloma.

Un palacete con patio y jardín interiores, dividido en ocho pisos de lujo, todos habitados y todos gigantescos. Renée se presenta como: “Soy viuda, bajita, fea, rechoncha, tengo callos en los pies y también, a juzgar por ciertas mañanas que a mí misma me incomodan, un aliento que tumba de espaldas. No tengo estudios, siempre he sido pobre, discreta e insignificante.” Nos encontramos con Paloma Josse, quien dice: “Mis padres son ricos, mi familia es rica y por consiguiente mi hermana y yo somos virtualmente ricas. Papá es diputado, después de haber sido ministro, y sin duda llegará a ser presidente de la Asamblea Nacional y se pimplará la bodega entera del palacete de Lassay, sede de dicha Asamblea.” Paloma tiene unas trenzas raquíticas, gafas de montura rosa y unos enormes ojos claros.

Esta narrativa de naturaleza reflexiva, parece excesiva y aburrida en los párrafos donde la autora se extiende en elucubraciones filosóficas tanto en los relatos de Renée como de Paloma.

A Renée, la chica Josse le parece una jueza de la Humanidad.A Paloma le parece que la portera oculta un secreto.

Ambas vidas, diferentes en estrato social y en edad convergen en la extrema soledad y en la huida del mundo que las rodea, áspero y vacío, ocultando su intelecto e inconformidad por la diferencia de clases sociales y la hipocresía de la clase alta. La portera en su pequeño departamento y Paloma en el enorme piso de sus padres que comparte con su hermana mayor.

De ellos nos dice: “Mis padres y Colombe se imaginan que nadan en el océano sólo porque viven en un piso de cuatrocientos metros cuadrados atestado de muebles y de cuadros.”

Barbery presenta una narrativa interesante, inteligente y logra cautivar al lector en la medida que éste tenga afición o pasión por el arte o tenga un compromiso con el otro, con el prójimo o como dice Renée, AME LAS CAMELIAS. La literatura, la pintura, el arte, los ensayos se despliegan con generosidad. Recomendable de todas maneras.

Talleres de Creación literaria

Literatura en TV

Loading...

Ingrid Odgers

Ingrid Odgers
Reflexión